ISLAM Y AL-ANDALUS

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

En islamyal-andalus.es usamos cookies

Islamyal-andalus.es utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios, facilitando la navegación por nuestra web. Estamos haciendo todo lo posible por facilitar el uso de dichas cookies, así como su gestión y control al utilizar nuestros servicios.

¿Qué son las cookies?

Las cookies son pequeños archivos de texto que se almacenan en el dispositivo del usuario de Internet al visitar una página web. Es el operador del sitio web el que determina qué tipo de información contiene dicha cookie y cuál es su propósito, pudiendo además ser utilizada por el servidor web cada vez que visite dicha web. Se utilizan las cookies para ahorrar tiempo y hacer la experiencia de navegación web mucho más eficiente. No obstante, pueden ser usadas con varios propósitos diferentes que van desde recordar la información de inicio de sesión o lo que contiene su pedido de compra.

Existen una gran cantidad de guías en las que se explica lo que son las cookies, y para qué se utilizan. Pro nuestra parte, les explicaremos cómo afectan estas cookies a la página web de webexpertia, pero en el caso de que necesite más información al respecto, eche un vistazo a estas páginas:

¿Cómo utiliza webexpertia las cookies?

webexpertia tan solo utilizará las cookies que Usted nos deje utilizar. Podrá controlar sus cookies a través de su navegador. Podrá encontrar más información al respecto más adelante. Hemos utilizado algunas de las guías existentes para clasificar las cookies que usamos en varios grupos:

  1. Cookies de Rendimiento
  2. Cookies Funcionales
  3. Cookies de Marketing

A continuación encontrará más información sobre cada uno de estos tipos de cookies.

1. Cookies de Rendimiento

Se trata de cookies que recogen información sobre cómo utiliza el sitio web (por ejemplo, las páginas que visita o si se produce algún error) y que también ayudan a webexpertia a la localización y solución de problemas del sitio web. Toda la información recogida en las mismas es totalmente anónima y nos ayuda a entender cómo funciona nuestro sitio, realizando las mejoras oportunas para facilitar su navegación.

Dichas cookies permitirán:

  • Que Usted navegue por el sitio
  • Que webexpertia recompile información sobre cómo utiliza Usted la página web, para así entender la usabilidad del sitio, y ayudarnos a implementar las mejoras necesarias. Estas cookies no recogerán ninguna información sobre Usted que pueda ser usada con fines publicitarios, o información acerca de sus preferencias (tales como sus datos de usuario) más allá de esa visita en particular.

2. Cookies Funcionales

Nuestro propósito con estas cookies no es otro que mejorar la experiencia de los usuarios de webexpertia. Podrá rechazar en cualquier momento el uso de dichas cookies. webexpertia utiliza estas cookies para recordar ciertos parámetros de configuración o para proporcionar ciertos servicios o mensajes que pueden llegar a mejorar su experiencia en nuestro sitio. Por ejemplo, recuerdan el país o el idioma que ha seleccionado al visitar las páginas, y no se utilizan con fines de marketing.

Dichas cookies permitirán:

  • Recordar sus datos de inicio de sesión como cliente al volver a la página

Estas cookies no recogerán ninguna información sobre Usted que pueda ser usada con fines publicitarios, o información acerca de sus preferencias (tales como sus datos de usuario) más allá de esa visita en particular.

3. Cookies de Marketing

Dichas cookies son gestionadas por terceros, con lo que podrá utilizar las herramientas de éstos para restringir el uso de estas cookies. Algunas de las cookies se utilizan para enlazar a otras páginas web que proporcionan ciertos servicios a webexpertia, como puede ser el caso de Facebook, Twitter o Google. Algunas de estas cookies modificarán los anuncios de otras webs para adaptarlos a sus preferencias.

Estas cookies permitirán:

  • Enlazar con redes sociales
  • Pasar información sobre su visita a la página de webexpertia para adaptar anuncios en otras páginas.

Además de aceptar o rechazar el uso de ciertas cookies a través de la página web de webexpertia, también podrá gestionarlas haciendo uso de la configuración de su navegador.

Aquí tiene una fuente de información sobre cómo llevar a cabo dicho proceso: http://www.allaboutcookies.org/manage-cookies/

Tan solo leeremos o escribiremos cookies acerca de sus preferencias. Aquellas que hayan sido instaladas antes de modificar la configuración permanecerán en su ordenador y podrá borrarlas haciendo uso de las opciones de configuración de su navegador.

Arib ibn Sa´id al-Katib al-Qurtubt

Autor del primer tratado de Obstetricia y Pediatría de Al-Andalus

Su vida y sus obras
Nos sabemos exactamente en qué año nació, aunque sí sabemos por Ibn ´Abd al-Malik al­Marrakus , que en el año 943 el califa ´Abd al­Rahman III le nombra gobernador de la cora de Osuna. Probablemente nació alrededor del 918, falleciendo según Pons Boigues sobre el 980, por tanto a los 62 años de edad (1).


Dozy en el prólogo de su edición de la crónica de Ibn ´Idari al-Bayan al-Mugrib afirma que era mawla (cliente) de los Omeyas, perteneciente a la familia de los Banu Turki, quizá de origen cristiano que al convertirse al Islam se hizo cliente de los Omeyas (2).


Como otros tantos muladíes su carrera administrativa fue brillante llegando a ocupar el puesto de secretario (katib) de ´Abd al-Rahman III.
En el año 943 es designado gobernador de la cora de Osuna, en un periodo en el que al-Násir ultima sus esfuerzos para acabar con las rebeliones muladíes y la guerra civil.


Más tarde es nombrado, según Ibn ´Abd al-Malik al-Marrakusi, Guardián de los Equipos militares (jazin al-silah). A la muerte de al-Nasir, sube al trono al-Hakam II, y no obstante ´Aríb sigue de secretario, cosa rara en aquella época. Lo mismo ocurriría a la muerte de al-Mustansir billah, con la llegada de los hayib al-Muhsafi y Ibn Abi ´Ámir.


Sus obras no médicas son numerosas, entre ellas la titulada "Resumen de la Historia de al-Tabari", crónica que fue plagiada por Ibn ´Idari tan como en su día demostró Dozy en su edición primera de al­Bayan al-Mugrib (3).


En Cronología escribió el Calendario de Córdoba del año 961, con el título de Kitab al-Anuwa´ (Edic. Dozy-Pellat-Leiden 1961) adonde se estudian las características de cada mes, los humores predominantes, los tratamientos a realizar, con la conveniencia o no de sangrías y purgas. En cada mes se hacen las indicaciones astronómicas, meteorológicas y de agronómicas, con sus consiguientes impli­caciones. La edición lleva texto árabe y latino, señalando como autores a ´Arib ben Sa´id al-Kitab y a Rabí´b. Zayd al Obispo Recemundo.


También se citan escritos suyos de Agricultura e Hipología según cita de Ibn al-´Awwam (4).


Su obra médica es el Kitab jalq al-yanin wa tadbir al-habala wa-l-Mawludin (El libro de la generación del feto, el tratamiento de las mujeres embarazadas y de los recién nacidos).


La obra está estructurada en quince capítulos, de los cuales ocho están dedicados a Obstetricia y Ginecología y los restantes a Pediatría y Puericultura. En cada una de estas partes hay primero una parte teórica ´ilm y otra práctica ´amal. Es decir en la parte obstétrica estudia primero el semen, la anatomía y fisiología de los órganos femeninos y masculinos, la embriología del ser humano y el embarazo: sus características e influencias astronómicas. A continuación el tratamiento de las mujeres embarazadas y sus afecciones más frecuentes (aborto, enfermedades ginecológicas. El parto y medidas a adoptar en él y en el alumbramiento de la placenta (5) (6).


En la parte pediátrica estudia la formación de la leche materna y toda la teoría del crecimiento del niño y sus edades para seguir con el tratamiento de las enfermedades del niño según sus etapas de crecimiento, etapas diferenciadas por la dentición. Termina el libro con estudio de la pubertad, con sus afecciones más frecuentes y sus tratamientos.


Se trata de una obra importante la primera dedicada en al-Ándalus al tema monográficamente que no obstante no fue traducida a ningún otro idioma, latín, hebreo o romance, en el mundo occidental, quizás porque no hace aportaciones muy originales.


Sus fuentes son por un lado la medicina greco helenística y por otro la tradición médica árabe de carácter empírico-creencial y que se conoce bajo el nombre de "medicina del Profeta".


Por ello sus citas por orden de frecuencia son: Hipócrates, Galeno, los "Árabes" o la "medicina del Profeta", "los médicos antiguos", Aristóteles, Archigenes, y Yahyá Masawyah. También a Ishaq ben ´Imran y con frecuencia la cita de al-Hind "La India" .


En el caso de Hipócrates, cita numerosas obras del Corpus Hipocraticum, el "Libro de la naturaleza del niño", "el libro del feto", "el libro de la Superfoetación", etc. (7).


De Galeno cita "Sobre el uso de las partes del Cuerpo", "Libro de la formación del Feto", "Libro del Tórax", etc. Todas estas obras fueron traducidas al árabe por Hunayn b. Ishaq en el siglo IX y en su escuela de traductores. Su discípulo Istifan b. Basil tradujo la Materia Médica de Dioscórides, obra que no es citada por ´Arib ibn Sa´id. Igualmente tradujeron, la Escuela de Yundisapur, el Corpus Hipocraticum. Todos estos textos ya habían llegado a Córdoba en el reinado al-Hakam II que es cuando ´Arib escribió su obra como puede verse en el prólogo del mismo´ Arib.


De Aristóteles cita "El libro de la generación de los animales" traducidos al árabe a finales del siglo VIII en Yundisapur (o Gundisapur).


Cita también a Archigenes, médico del siglo II (d. C.), anterior a Galeno y contemporáneo de Soranos de Éfeso, Pablo de Egina y Aetio de Amida. Puede ser considerado como iniciador de la Obstetricia. Este Archigenes de Apamea plagió de Soranos y de otros, siendo a pesar de ello un médico de moda de las mujeres.
Cita a Ibn Masawayh, autor de Aforismos, de la Escuela de Yundisapur. Se le conoce por Mesue Major, (m. 243/857).


Cita numerosas veces con el nombre genérico de los "árabes", la tradición que se conoce como "medicina del Profeta" (at-tibb an-nabawi). Es decir, una serie de tradiciones coleccionadas como auténticos hadiz, de fuerte arraigo popular. Para Ibn Jaldum es la medicina de los beduinos (8).


No cita sin embargo la Materia Médica de Dios­córides pese a que sabemos que fue traducida al árabe por Ibn Yulyul, Hasday ben Saprüt, y el monje Nicolás en los días de ´Abd al-Rahman III.


Tampoco cita al médico granadino Ibn Habib (790-840) buen conocedor de la "medicina del Profeta". En las fórmulas de sahumerios cita a los pr­parados de al-Hind, se refiere a ciertos médicos indios, Susruta-Samhita, Karaka-Samhita y en general a tradiciones orientales llegadas a través del médico ´Alí b. Rabban al-Tabari (m.c. 247/861) en la obra Firdaws al-Hikma (9).


Por último en esta obra´ Arib introduce en el desarrollo del feto, la teoría de la representación astrológica. En esta teoría dice que en el primer mes el feto está sin una forma definida pues permanece bajo la influencia de Saturno cuya naturaleza es fría y seca. Por esta causa no tiene percepción ni movimiento. Durante el segundo mes está bajo la influencia de Júpiter cuya naturaleza es calurosa y húmeda. Ahora empieza a crecer y a formarse y adquiere diferente forma según sea varón o hembra.

En el tercer mes es Marte que es caluroso y seco. En este estado se forman los nervios y la sangre. El sol que es cálido y seco determina el cuarto mes cuando el feto empieza a moverse. El quinto está bajo la influencia de Venus y el cerebro, los huesos y la piel se forman. Mercurio relativamente seco y cálido influencian el desarrollo del sexto mes cuando la lengua y el oído se desarrolla. En el sexto mes es la Luna la que desarrolla su influencia que le da al feto movimientos suaves. Ahora el niño está plenamente formado, si en este mes nace puede vivir y crecer porque ha experimentado la influencia de los siete planetas, sin embargo si permanece de nuevo entra en la influencia de Saturno nuevamente que es seco y frío, esto le hace enfermar y si nace ahora no vivirá. En el noveno mes Júpiter regula de nuevo trayendo la vida y el crecimiento. Si el feto nace ahora vivirá y lo mismo se aplica al décimo mes (10).

Extrañamente basta para él esta explicación dada por Hipócrates en De octimestri partu. Siguiendo a Hipócrates el niño es débil en el octavo mes y si nace en el décimo mes sí puede vivir (10bis).

También es interesante la división y caracterización de las diferentes edades de la vida, dada por , Arib ibn Sa´id. De acuerdo con los astrólogos los primeros cuatro años de la vida del niño están determinados por el frío y la humedad lunar cuya esfera está más cercana a nuestra tierra. Por esta razón el niño es débil, frágil y estúpido y sólo puede comer un poco. Estos cuatro años corresponden a los cuatro elementos. Los siguientes diez años, del segundo período de la vida, bajo el dominio de Mercurio, cuya esfera está por encima de la Luna. Durante este período el niño muestra señales de atención, reflexión y el poder de discriminación en su mente, así es que el niño puede dar sus primeros pasos en la ciencia. La infancia termina a los 14 años. Venus, el siguiente planeta más alto, regula sobre los siguientes ocho años, dentro del cual cae la pubertad y el deseo sexual, en el cual los jóvenes aprenden a auto controlarse. Ahora continúa como el cuarto período de vida, diecinueve años, bajo el dominio del Sol, un período de tiempo que va desde los 22 a los 41 años. Aquí la ambición, deseo de fama y una actitud seria ante la vida es lo que predomina.

En la mitad de la vida cuando el Sol ocupa un lugar intermedio entre los planetas antes y detrás del Sol. El quinto período de la vida que dura quince años hasta cumplir los 56, Marte es el que domina. Es la época de preocupaciones y trabajos. El siguiente período, los 12 años siguientes, desde los 56 a los 68 pertenecen a Júpiter, ahora la edad empieza a sentirse y los individuos reflexionan sobre los valores éticos y la vida después de la muerte. El séptimo período de la vida, dura treinta años, hasta los 98, y de nuevo está bajo el dominio de Saturno. Los individuos pierden sus fuerzas, su esperanza, sus deseos, llegando a ser decrépitos y enfermos. Su cuerpo es frío. Si sobreviven a esta edad de nuevo vendrá la influencia de la Luna y serán de nuevo como un niño.
 
 
 
(1) F. Pons Boigues, Ensayo Bio-bibliografico sobre historiadores y geógrafos arábigo-españoles, Madrid, 1898, 89
(2) E. Lévi-Provem;al, L´Espagne musulmane du Xeme. siécle,iInstitutions et vie sociales, Paris, 1932, 107.108.
(3) R. Dozy, L´Histoire de l´Afrique et de l´Espagne intituleé "al­Bayano al-Mogrib" per Ibn Adhari et Fragmenta de la cronique d´Arib, Leydfe 1849-1851, Prólogo.
(4) Véase la biografía de ´Aríb en la edición de la traducción del Kitab Jalq al- Yanín de H. Jahier y A. Nouredinne, p. 11 del texto francés.
(5) Ha sido editada el texto árabe y traducción francesa por Henri Jahier et Noureddine Abdelkader: Le livre de la generation du foetus et le traitament des femmes enceintes et des nouveau-nés. Esta edición ha sido realizada a partir del ms. n.v 833-2 de la Biblioteca del Escorial (Catálogo de Dembourg y Renaud).
Publicaciones de la Facultad Mixta de Medicina y de Farmacia de AIger, Algiers, 1956.
(6) Basándome en esta obra he publicado la primera traducción castellana con el título "El libro de la generación del feto, el trata­miento de las mujeres embarazadas y de los recién nacidos" de Aríb ibn Sa ´id. Tratado de Obstetricia y Pediatría hispano-árabe del siglo X. A. ARJONA CASTRO. Publicaciones de la Excma. Diputación Provincial de Córdoba, Córdoba, 1983.
(7) Cf.las Obras Completas de Hipócrates, Ed. Emile Littré, Paris, 1839-186l.
(8) M. Ullman, Islamic Medicine, Edinburg, 1978, 5 Y 6.
(9) M. Ullman, op. cit., 19.20.
(10) Una parecida secuencia de desarrollo da ´Alí b. Abbas al. Mayus (Malik, I, 120 f.) que explica así! cuando un niño nace en ocho meses y es incapaz de vivir.
(10 bis) M. Ullman, op. cit., 113.